“Lo mejor era quedarme y volver a pelear el ascenso”

Hernán Cuello, el goleador de San José, eligió el barro de la B más allá de las ofertas de Primera: "Era lo que correspondía".

Foto: Santi Tagua

Cementista C festeja en ronda un nuevo título. A un costado, lejos de las luces del éxito, Hernán Cuello se muerde la camiseta número 7 con los ojos vidriosos. Se le acaba de escapar la ilusión del campeonato, y con ella, la realidad de tener que volver a trajinar en el sinuoso ascenso.

No alcanzaron los 3 goles que hizo, ni el partido que jugó. San José no pudo aguantarlo y el Poli logró el boleto a la máxima decisión. Más allá de eso, no se imaginó que en la tribuna mucha gente de peso preguntó por él: “Al tiempo me enteré de algunas cosas, hubo llamados de gente que ni siquiera sabía que me conocía”, dice, humildemente, el goleador.

Lo único cierto es que más allá de las propuestas, Cuello decidió quedarse a jugar en el Carcelero: “Después de perder una final y no lograr el objetivo que teníamos creo que lo mejor era quedarme a dar una mano para poder volver a ascender”.

Con los códigos a flor de piel, el 7 disfruta de jugar con amigos en un club al que le tomó demasiado cariño. Mientras piensa si volver a jugar en cancha grande, hoy la realidad lo tiene de lleno en una nueva ilusión: “Poder entrenar de noche me permite trabajar en mis proyectos personales. Por ahora me quedó acá”. Clarito.